• Miguel Ángel Ortegán

SENDEROS DE FRATERNIDAD #5

¿Quién no desea participar de los bienes que nos ofrece la creación?

¿Acaso usted no anhela una convivencia más solidaria y pacífica? Con menos violencia en el mundo. ¿Quién no desea participar de los bienes que nos ofrece la creación? Con más oportunidades para todos.


Con la Doctrina Social de la Iglesia, tenemos la oportunidad de renovar la manera de vivir nuestra fe cristiana en el mundo. Tal vez las formas tradicionales como seguimos enseñando la fe cristiana, no han favorecido la convivencia solidaria y fraterna que tanto necesitan nuestras sociedades.


Si la virtud más excelsa es el amor, ¿por qué no intentar otras formas que nos lleven a desear vivir con mayor amabilidad?


La Doctrina Social de la Iglesia nos ofrece precisamente un camino para que el amor predicado por Jesucristo sea cada vez más una realidad en nuestras vidas y en nuestros países, por lo menos en los pueblos cristianos, que aún son muchos. Habrá que intentar de mil formas aproximar el mensaje de esta doctrina a todo el Pueblo de Dios.


¡Ánimo, sí se puede! (Cf. Compendio de Doctrina Social de la Iglesia, No. 8)

Entradas destacadas
Archivo
Buscar
por tags
No hay tags aún.
Síguenos