• Miguel Ángel Ortegán

SENDEROS DE FRATERNIDAD #62


hay que renunciar a algo para que todos tengan lo necesario

Existe desgraciadamente una distancia entre la «letra» y el «espíritu» de los derechos del humanos a los que se ha tributado frecuentemente un respeto puramente formal. La doctrina social no cesa de confirmar que «los más favorecidos deben renunciar a algunos de sus derechos para poner con mayor liberalidad sus bienes al servicio de los demás».


¡Ánimo, sí se puede! (Cf. Compendio de Doctrina Social de la Iglesia, No.125).













Entradas destacadas
Archivo
Buscar
por tags
No hay tags aún.
Síguenos